>
quinn

Save

Save

Save

¿Por qué hay pocos mercados para productos argentinos?

empresarios“Notas sobre el Mercado Suizo para Exportadores y Empresarios Dominicanos”
“Calidad: el consumidor suizo es muy exigente en este aspecto, y en ningún caso precios más bajos podrían compensar deficiencias en la calidad”.

Cada día es más que evidente que la gestión de casi todos los gobernantes y funcionarios de Argentina se lleva a cabo a través de prácticas prebendarias y clientelísticas. La mayor parte de la casta dirigente vernácula ha aprendido que es más fácil gobernar a millones de “súbditos” obedientes y sumisos si dependen enteramente de la ayuda oficial para sobrevivir. Por eso son demasiados los políticos que se la pasan inventando infinidad de planes sociales de todo tipo y color. Porque su objetivo es preservar y fortalecer la relación umbilical de dependencia que los une a sus millones de “súbditos”, ya que estos planes sociales son los que les aseguran los votos necesarios para mantenerse, en lo posible indefinidamente, en el poder. La peor pesadilla imaginable para estos políticos sería gobernar un país poblado por “ciudadanos” independientes, inteligentes y librepensadores. Que dispusieran de absoluta independencia a la hora de votar ya que podrían elegir nuevos dirigentes.
El Plan Jefas y Jefes “cayó en manos de gente de la dirigencia política acostumbrada a manosear en beneficio propio, en el clientelismo”, disparó ayer desde Humahuaca el obispo Olmedo” - (Clarín, 19 de Octubre de 2004)
Tristemente esta perversa forma de actuar también impregna a otros sectores de la sociedad, entre los que sobresale gran parte del empresariado nacional. Porque existen infinidad de empresas que también dependen del favor político para subsistir. Ya sea por licitaciones, contratos o por medio de la abultada publicidad oficial. De allí que, aunque algunos empresarios aparezcan como individuos exitosos, en el fondo no dejan de ser súbditos y rehenes del poder político.
No es por casualidad que el presidente de Transparencia Internacional, Peter Eigen, destacara a fines de Octubre de 2004 que Argentina continúa siendo un país muy corrupto. Fue calificada con 2,5 puntos en una escala de corrupción que va del 0 al 10, ubicándola en el puesto 108 en una lista que incluye a 146 países. En ese índice el país menos corrupto es Finlandia que, con una puntuación de 9,7 sobre 10, ocupa la primera posición. Le siguen Nueva Zelanda, Dinamarca, Islandia, Singapur, Suecia, Suiza y Noruega con 8,9. Por su parte Estados Unidos con 7,5 puntos ocupa el puesto número 17 de la tabla junto a Bélgica e Irlanda.
Como estas relaciones cuasi feudales son transitivas, la gran mayoría de los empresarios nacionales esperan que sus clientes también se comporten como “súbditos”. Y adquieran sus productos o servicios dócilmente y sin protestar. Pasivamente.
El gran inconveniente es que esta forma de hacer negocios hacia “adentro” no es aplicable hacia “afuera”. Y por eso casi no existe un mercado internacional para productos elaborados, procesados o fabricados en el país.
El problema es que el mundo está lleno de “clientes”.
Cuando se les pregunta a nuestros emprendedores, comerciantes y empresarios, por qué no producen productos o brindan servicios para el enorme mercado internacional siempre se escuchan las mismas respuestas: que los créditos son usurarios, que el estado no apoya a los empresarios, que hay demasiada burocracia, que no existe una política exportadora, etc. etc.
Si bien algunas de estas excusas son reales (por la corrupción generalizada) no es menos cierto que son muy pocos los que dicen la verdad: que la gran mayoría de ellos no pueden desarrollar una actividad comercial internacional porque tienen mentalidad de cabotaje. Y sólo saben y pueden actuar en el mercado argentino en donde facturan millones fabricando o prestando servicios defectuosos, de mala calidad, a precios exorbitantes, incumpliendo contratos y engañando a los clientes, amparados por gobernantes y funcionarios corruptos que miran para otro lado. La mayoría de nuestros empresarios ni siquiera piensan en el mercado internacional porque tienen miedo. Saben que en otros países encontrarán clientes. Esos quisquillosos y molestos sujetos que exigen calidad, precio, continuidad, reglas claras y respeto. Como los suizos.
Esta característica de engañar y tratar mal a los clientes es muy conocida en el ambiente del comercio internacional. Y por eso no es casualidad que en el inicio de casi todos los cursos y seminarios destinados a los fabricantes argentinos que desean exportar siempre se escuche la misma frase: “Por favor, no hagan muestras”. Personalmente la he escuchado en incontables oportunidades. Los asesores de comercio internacional, ya sean de instituciones oficiales o privadas, conocen los métodos, procedimientos y vivezas criollas de nuestra clase empresarial. Y por eso les advierten que si desean vender sus productos y servicios al exterior, no podrán engañar, mentir y maltratar a los exigentes clientes del mundo desarrollado. Como lo hacen con nosotros.
“No hagan muestras” es una clara advertencia para que nuestros comerciantes no ofrezcan productos de una calidad que no podrán ofrecer. Porque es una práctica habitual y extendida que los productores argentinos, para seducir a compradores extranjeros, fabriquen “muestras perfectas”. De hecho algunos comisionan a sus mejores trabajadores para que confeccionen esas “muestras especiales” que algunas veces adquieren la categoría de obras de arte. Como la mentira tiene patas cortas, el problema surge, inevitablemente, cuando los clientes del exterior reciben contenedores llenos de productos de una calidad significativamente inferior a la mostrada. Y como consecuencia de este proceder, los mercados se van cerrando uno tras otro.
Cuando los pocos empresarios argentinos que tienen éxito exportando cuentan sus historias personales, dicen lo mismo. Que lo primero que tuvieron que hacer fue “convencer” a sus potenciales compradores extranjeros que si bien ellos “eran argentinos, comercialmente no se comportaban como argentinos” Ø

Anunciantes


Jorge E. Rabaso

Jorge E. Rabaso


Stellamaris Fuire


Nuevo Almacen


Anuncie Aquí


Voces de la tierra

voces


Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Search

Si las elecciones legislativas de octubre fueran hoy, ¿por quién votaría?
  • Se dijo en Agosto 2017

    Se dijo en Agosto

    La Frase de Francisco
    “Que la Virgen María nos ayude a persistir firmemente en la fe para soportar las tormentas de la vida, para permanecer en el barco de la Iglesia evitando la tentación de ir en los barcos fascinantes pero inseguros de las ideologías, modas y consignas” Leer más...

18 Septiembre 2017
16 Septiembre 2017

Tapa # 210

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

tel:18663121294

Perfiles Nuestra Gente

  • Ana Marini-Genzon

    Ana Marini-GenzonLugar de residencia:
    Pasadena, California

    Háblenos de su profesión:
    Soy artista plástica y profesora de artes visuales. Me representan varias galerías en California, en donde mis obras se exponen con frecuencia. Algunas de ellas son: Artamo Gallery, en Santa Barbara; Gloria Delson Contemporary Arts, en Los Angeles; y The Loft at Liz, en Los Angeles. Participo en muestras anuales en “Santa Monica Museum of Art” y en otros museos. Mi obra se expone a nivel nacional e internacional. Soy profesora en “Mirman School for Gifted Chlildren” dede el año 1995. También he dictado cursos y/o seminarios en el “Museum of Latin American Art” y en el Long Beach Museum of Art.

    Leer más...  
  • Zita González

    Zita González

    Lugar de residencia: Downey, California.

    Háblenos de su profesión:
    Soy bailarina de tango; estudié ballet en el Instituto Superior de Arte del Teatro Colón y en la Escuela Nacional de Danzas. Además tengo un Bachelor of Art en Performing Arts en St. Mary's College of Moraga, California. Toda mi vida me dediqué a difundir nuestra cultura a través del tango, y aún sigo bailando y enseñando tango y folklore a adultos y niños.

    Leer más...

De Nuestra Comunidad

  • Talento argentino en el sur de California

    Cristian junto al ex intendente de la ciudad de Downey, Mario Guerra, en la galeria de arte Stay

    Sí, amigos de El Suplemento, hoy quiero presentarles a este amigo argentino muy talentoso llamado Cristian Castro, quien nació en Lomas de Zamora, Provincia de Buenos Aires. Desde muy temprana edad comenzó a dar qué hablar por su ingenio e imaginación, a tal punto que a los 11 años, cuando cursaba el séptimo grado, diseñó una maqueta para una competencia de jóvenes talentos. Ganó esa competencia y sus compañeros del grado lo convirtieron en ídolo, ya que el premio mayor de esta competencia era un viaje de vacaciones para todo el grado.

    Leer más...  
  • El Morfi

    El Morfi

    Delicias argentinas como en el comedor de su casa
    Ubicado en el centro de la ciudad de Glendale, frente al histórico Alex Theatre, rodeado de muchas oficinas y con más de dos décadas de presencia en la comunidad, El Morfi es ya una institución entre los restaurantes argentinos del sur de California. Su dueño, René Vildoza, no duda un instante en definirlo como un restaurante cien por ciento familiar.

    Leer más...  

Recetas

  • Alfajores de maicena

    Alfajores de  maicena

    En cualquier panadería o confitería de Argentina podrá encontrar alfajores de maicena, un bocado que les fascina a muchos compatriotas de paladar dulce. Aquí presentamos una receta típica para que usted también pueda degustar de estos deliciosos alfajores con el mate de la mañana (o la tarde)

    Leer más...  
  • Cremona de grasa

    Cremona de grasa

    Ingredientes
    Masa
    • 1 kilo de harina 0000
    • 50 gr de levadura
    • 30 gr de sal
    • 20 gr de azúcar
    • 450 cc de agua

    Leer más...

Leyendas

  • LA LEYENDA: El yaguareté y el grillo

    Dibujos: Angelo CalameraUn día en el que Don Yaguareté andaba aburrido, salió a dar un paseo por el campo. Iba muy entretenido mirando hacia todos lados y admirando el paisaje, cuando de repente sintió bajo su pata derecha algo blando; miró con bastante enojo que lo que había pisado era la deposición de una vaca. Pero su asombro llegó a lo máximo cuando de entre esa masa informe se escuchaba una vocecita pequeña, que enojada le gritaba al felino:
    ¿Por qué no miras por donde pisas, no ves que has destruido mi casa?

    Don Yaguareté debió abrir muy grande sus ojos, por el asombro y para poder distinguir que quien así gritaba era nada menos que un grillo. Al darse cuenta, comenzó a mirarlo con sorna. El grillo seguía con su reclamo:
    -Decime ¿por qué has destruido mi casa? No te hagás el tonto y como que no me ves, aquí estoy junto a tus patas, y quiero que me hagas una casa porque esta ya no me sirve.
    -¿Cuál casa? -le respondió el felino, si sólo veo caca desparramada.
    -Seguís burlándote, era mi casa y vivía feliz hasta que metiste la pata. ¿De qué te sirven esos ojos que tienes, eh? Dame una explicación -le decía el grillo, mientras levantaba amenazadoramente sus dos patitas delanteras.
    -Mira qué miedo me das- dijo el yaguareté.
    -¿Y si no quiero?
    -Te vas a arrepentir- espetó el grillo.
    -¿Yo? Bueno, bueno, quedate tranquilo. Te propongo una lucha: vos juntás a tu gente y yo a la mía. Si yo gano no te hago nada. Si vos ganás, te haré la casa a tu gusto.
    -Es lo justo -dijo el grillo. A las dos de la tarde nos encontramos bajo el ombú, allí estaré con los míos.
    El yaguareté convocó a sus mejores amigos: zorras, lobos, pumas y hasta jabalíes. Cuando se acercaba la hora, le pidió a la zorra que vaya a ver si ya estaban sus contrincantes. Efectivamente, allí estaban, avispas, abejas, mosquitos, bichos quemadores y otros insectos que decidieron apoyar al grillo.
    -¿Como se preparan? preguntó burlonamente la zorra. ¿Están preparados para la paliza?
    -Ja, ja... Sí, señora, estamos todos -dijo el grillo.
    -Para tus amigos insectos me basto yo sola, dijo la zorra dándole un manotazo al grupo de insectos, quienes al momento se le vinieron encima, picoteándola por todos lados. La zorra tiraba manotazos a diestra y siniestra, pero era peor, y enloquecida de dolor se tiró al arroyo cercano. Cuando pudo ver que sus enemigos se habían ido, se fue corriendo hasta donde estaba esperando el yaguareté.
    Dibujos: Angelo Calamera-¿Ya está el enemigo bajo el ombú?
    -Sí, contestó la zorra.
    -¿Y por qué venís tan mojada?
    -Porque... tuve calor y me bañé en el arroyo.
    -Muy bien, es la hora del encuentro, -dijo el yaguareté, pegando un alarido que quería decir ¡a la carga! Y salieron todas las fieras al ataque, quedándose la zorra atrás de todos.
    Cuando los dos bandos se encontraron bajo el ombú, la sorpresa de los amigos del yaguareté fue enorme. No hallaban la forma de sacarse a los insectos de encima, recibiendo picotazos y mordeduras en todo el cuerpo, incluso los ojos, que los enloquecía y ni siquiera podían escuchar a la zorra que les gritaba ¡al agua, al agua...!
    Al fin el yaguareté se dió por vencido y tuvo que hacerle la casa al grillo. Así aprendió que no hay enemigos pequeños, pues como dice Martín Fierro, "hasta el pelo más delgao, hace su sombra en el suelo".©

     
  • Leyenda: Las Termas de Cacheuta

    Dibujo: Angelo Calamera

    Fue hacia el año 1532. Un chasqui llegó a las tierras de Cacheuta, el poderoso cacique cuyos dominios comprendían el valle de Mendoza y los alrededores. Ante el gran curaca, el emisario refirió los acontecimientos ocurridos: la pérdida de la libertad de Atahualpa, el gran señor inca, descendiente de Inti, que, hecho prisionero, esperaba ansioso el día de su liberación. Explicó al asombrado cacique la razón de su envío: llegaba a pedir su colaboración en el rescate del soberano prisionero. La fidelidad de Cacheuta no escatimó esfuerzos para cumplir con el mayor caudal a la salvación del señor de todos los quechuas. Convocó a sus vasallos, les exigió su cooperación y muy poco tiempo después un hato de llamas cargadas con petacas de cuero repletas de objetos de oro y plata estaban listas para emprender el viaje hacia el norte.

    Leer más...

Acerca de Nosotros

El Suplemento es el principal medio argentino del Sur de California. Fundado en el año 2000, es una revista de distribución gratuita en todos los locales argentinos, con una tirada aproximada de 24.000 copias. Cubre la comunidad argentina local e información de utilidad para los compatriotas en el exterior.

Connect with us

Welcome to El Suplemento Magazine

Phone: (818) 708-8407

Cel: (818) 590-8407

Email: director@elsuplemento.com

Website: www.elsuplemento.com

© 2003 El Suplemento. All Rights Reserved. Designed By Pablo Garriga