>
quinn

Save

Save

Save

ACTUACION DE LOS INDIGENAS EN LAS INVASIONES INGLESAS

indios¿Qué papel jugó durante las Invasiones Inglesas la población indígena del Virreinato del Río de la Plata? Poco se nos dijo en las escuelas, por no decir nada.
 Pero aquí no se trata de hablar de los que integraban los cuerpos voluntarios que se constituyeron para resistir al invasor, y que vivían y trabajaban en Buenos Aires. Los cuerpos voluntarios fueron dos agrupaciones: “Indios, morenos y pardos” (426 hombres) y cuerpo de “Indios, morenos y pardos de infantería” (352 hombres). A los que nos referiremos ahora es a los indígenas libres de lo que sería la Provincia de Buenos Aires y de la Patagonia.
En efecto, los caciques de estos indígenas libres se presentaron al Cabildo de Buenos Aires para ofrecerse en la lucha contra el invasor. Eran los tehuelches que habitaban la Pampa y la Patagonia y que guerreaban continuamente con los araucanos provenientes de Chile. El 22 de agosto de 1806, luego de la rendición incondicional de los ingleses, mientras los cabildantes trataban los problemas del momento, “se presentó -dice el acta correspondiente- el indio pampa Felipe con Don Manuel Martín de la Calleja y expresó aquél por su intérprete, que venía en nombre de 16 caciques de los pampas y chegüelchesa a hacer presente que estaban prontos a franquear gente, caballos y cuanto auxilio dependiesen de su arbitrio para que el honorable Cabildo eche mano de ellos contra los colorados, cuyo nombre dio a los ingleses, que hacían aquella ingenua oferta en obsequio a los cristianos, y porque veían los apuros en que estarían, que también franquearían gente para conducir a los ingleses tierra adentro si se necesitaba y que tendrían mucho gusto en que se los ocupara contra unos hombres tan malos como los colorados”.
 Los Cabildantes agradecieron y pidieron a Felipe que comunicara a los caciques que harían uso de lo ofrecido en caso necesario y lo tendrían muy presente en todo tiempo. Se le dio además tres barriles de aguardiente y un tercio de yerba.
 Vuelven al mes, Felipe acompañado ahora por el cacique pampa Catemilla; ratifican la oferta y que para proteger a los cristianos habían hecho las paces con los Ranqueles con quienes estaban en dura guerra.
 La escuadra de Popham permanecía en el Río de la Plata esperando refuerzos. Los cabildantes vuelven a agradecer y les dicen que los llamarán en caso necesario y repiten el regalo dado a Felipe la vez anterior.
 En otra sesión, la del 22 de diciembre, se presentan diez caciques. Los cabildantes les dicen: “La fidelidad, amor y patriotismo de las numerosas y esforzadas tropas que en cuerpos se hallan formadas, aseguran la defensa de esta hermosa capital y por lo mismo sólo os encomiendan hoy el celo y vigilancia de nuestras costas, para que los ingleses, nuestros enemigos y vuestros, a quienes llamáis colorados, no os opriman ni priven de vivir con la tranquilidad que disfrutáis y os profesan los mejores y más benignos de los Soberanos del Mundo”.
 El 29 de diciembre se presentan los caciques Epugnes, Enepuento y Turuñaquu que ofrecen además la colaboración de los otros caciques: Negro, Chulí, Laguini, Paylaguan, Cateremilla, Marcius, Guaycolan, Peñascal, Lorenozo y Quintuy. Ofrecen hombres y ayuda.
 Los caciques estaban dispuestos a no ser menos unos que otros en cuanto a ofrecer ayuda. Dos meses antes de la segunda invasión se presentó el cacique Negro de Patagones a ofrecer su ayuda y la de otros jefes que lo acompañaban. Sin embargo, a pesar de tanto ofrecimiento la alianza no se concretó. Los gobernantes desconfiaban y despreciaban a los indígenas. Pero posiblemente había algo más. Por sus cabezas rondaría la idea de que pasado el peligro, había que empujar a los indígenas hacia el desierto sacándolos de sus tierras. Eso conduciría a otro de los genocidios que ocurrieron en América, pero esto ya es otra historia.
 La segunda invasión fue más cruenta que la primera.
¿Hacía falta que la ciudad de Buenos Aires se convirtiera en un infierno? -se pregunta Martín A. Cagliani. ¿Que los campos fueran devastados por el enemigo? ¿Se habría rechazado a los ingleses antes con la ayuda de los indígenas? No se sabe -se responde- y no se pudo saber por la desconfianza que tuvieron los cabildantes con los indígenas, y a la idea de tener miles de indios y sus caballos dando vueltas por las ciudades. Ø

Search

Anunciantes


Jorge E. Rabaso

Jorge E. Rabaso


Stellamaris Fuire


Nuevo Almacen


Anuncie Aquí


Voces de la tierra

voces


Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Luego del escándalo producido al darse a conocer que se violaron datos privados de unos 50 millones de usuarios de Facebook para la pasada campaña política estadounidense, ¿Cuál es su opinión con respecto a las redes sociales?
  • Atrapados en la Aduana de Mendoza

    Atrapados en la Aduana de Mendoza

    Una historia de horror real
    Visitar Argentina (o cualquiera sea su país natal) después de varios años, con el deseo de celebrar la Navidad y el Año Nuevo en familia, es el sueño de todos los inmigrantes que vivimos en el exterior.

    Leer más...

El Suplemento # 217

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

tel:18663121294

Perfiles Nuestra Gente

  • Zita González

    Zita González

    Lugar de residencia: Downey, California.

    Háblenos de su profesión:
    Soy bailarina de tango; estudié ballet en el Instituto Superior de Arte del Teatro Colón y en la Escuela Nacional de Danzas. Además tengo un Bachelor of Art en Performing Arts en St. Mary's College of Moraga, California. Toda mi vida me dediqué a difundir nuestra cultura a través del tango, y aún sigo bailando y enseñando tango y folklore a adultos y niños.

    Leer más...  
  • Victoria Schiafino

    VeccLugar de residencia:
    Los Angeles, CA.

    Háblenos de su profesión:
    Soy fotógrafa y editora de fotos en una agencia que cubre paparazzi y eventos en la alfombra roja, como premieres de películas, Golden Globes y Oscars. En Argentina me dedicaba mucho a cubrir conciertos casi todos los días, fotos publicitarias y a modelos.

    Leer más...

De Nuestra Comunidad

  • LEALA: La Escuela Argentina de Los Angeles

    Escuela Argentina

    Hacía tiempo que había escuchado de LEALA, pero sin niños en edad escolar, no había investigado de qué se trataba. En mi mente era una mezcla de proyecto de escuelita donde se hablaría en castellano, con un grupo de niños argentinos o hijos de argentinos asistiendo y creando lazos con nuestro país...

    Leer más...  
  • Latimex: Nuevo local

    Latimex: Nuevo localEl mercado argentino y sudamericano Latimex, cambió de casa pero no de calidad. Así es, porque desde julio Latimex se mudó, dentro del mismo shopping, pero a un local mucho más amplio y vistoso que el anterior, para poder brindar a todos sus clientes una mayor variedad y calidad de productos típicos de su tierra.

    Leer más...  

Search

Recetas

  • Pastel de papa vegetariano

    Pastel de papa vegetariano

    Ingredientes
    - 500 gramos de lentejas
    - Tres cebollas de verdeo
    - Dos morrones rojos
    - Aceitunas (200 a 500 gramos)
    - Un kilo y medio de papas
    - 3 huevos duros
    - 1 cucharadita de comino
    - 1 cucharadita de pimienta Leer más...  

  • Acelgas en Batatas Asadas

    Acelgas en Batatas Asadas

    Ingredientes (4 p.)
    • 1 kg. de acelgas
    • 4 batatas
    • 1 cebolla
    • 1 zanahoria
    • 2 dientes de ajo
    • 200 gr. de queso
    • agua

    Leer más...

Leyendas

  • Huayrapuca

    Huayrapuca por Angelo Calamera

    En quichua, viento colorado, también denominado Huyrapuca. Mito múltiple y misterioso de los diaguita-calchaquíes. Es la madre de Shulco, el Viento; prima hermana del Remolino y pariente del Rayo. Viene a ser la diosa o espíritu del aire. Vive en las altas cumbres y en los profundos abismos cordilleranos.

    Leer más...  
  • El yaguareté y el grillo

    Dibujos: Angelo CalameraUn día en el que Don Yaguareté andaba aburrido, salió a dar un paseo por el campo. Iba muy entretenido mirando hacia todos lados y admirando el paisaje, cuando de repente sintió bajo su pata derecha algo blando; miró con bastante enojo que lo que había pisado era la deposición de una vaca. Pero su asombro llegó a lo máximo cuando de entre esa masa informe se escuchaba una vocecita pequeña, que enojada le gritaba al felino:

    Leer más...
tel:18663121294
omaha-steaks---banner-ads

Perdidos en el tiempo

  • Los relatos de Fiorabanti y José María Muñoz

    Los relatos de Fiorabanti y José María Muñoz

    Los fanáticos del fútbol que hoy despuntan canas nunca olvidarán a aquellos relatores de fútbol que transmitían los partidos de primera división por radio. Aunque no pasara demasiado dentro del campo de juego, ellos, con sus voces inconfundibles y su inagotable imaginación nos hacían vibrar de emoción con las llegadas al arco de los delanteros de nuestro equipo o sufrir hasta lo imposible cuando los nuestros eran quienes se defendían con uñas y dientes frente a los avances de los contrarios.

    Leer más...  
  • Yo me quiero casar, ¿y usted?

    Yo me quiero casar, ¿y usted?

    Con una balanceada cuota de comedia y servicio a la comunidad, el programa que recordamos hoy marcó una época en la televisión argentina; de hecho, llegó a ser uno de los shows más populares de la historia local. Conducido por Roberto Galán, su Yo me quiero casar, ¿y usted? presentaba potenciales parejas, quienes al cabo de un período de prueba, se decidían o no a unirse en matrimonio.

    Leer más...

Acerca de Nosotros

El Suplemento es el principal medio argentino del Sur de California. Fundado en el año 2000, es una revista de distribución gratuita en todos los locales argentinos, con una tirada aproximada de 24.000 copias. Cubre la comunidad argentina local e información de utilidad para los compatriotas en el exterior.

Connect with us

Welcome to El Suplemento Magazine

Phone: (818) 708-8407

Cel: (818) 590-8407

Email: director@elsuplemento.com

Website: www.elsuplemento.com

Address: P.O.Box 570123
Tarzana, CA 91357-0123

© 2003 El Suplemento. All Rights Reserved. Designed By Pablo Garriga