>
quinn

Save

Save

Save

Cartas y Cartas • Julio 2006

Lector Desagradecido.
Desde que llegué a Argentina por primera vez en 1974 hasta que partí en 1987 fui testigo presencial de su lento y continuado descenso en todo aspecto: desde lo económico a lo social y moral. La nostalgia hace que muchos no lo perciban y eso, unido a un malinterpretado sentido de "patriotismo" hace que los argentinos sean completamente incapaces de mirarse a sí mismos objetiva e imparcialmente. Más allá de todo lo que pudo haber tenido de bueno la Argentina en sus momentos de gloria (bien pasados ya), el hecho es que hoy es un país apenas distinguible de Colombia, Venezuela o Paraguay. La corrupción es increíble, la delincuencia es insoportable, el sistema judicial es incompetente, la policía es inoperante y el sistema educativo es obsoleto. La infraestructura es un caos, la educación vial inexistente. Es un país que le otorga muy poco valor a la vida humana. Eso si, juegan muy bien al fútbol. Ahora sólo les falta descubrir cómo solucionar todos sus problemas haciendo jueguitos con el balón o pateando al arco desde media cancha. Es triste mirar a Argentina, porque es como mirar a una persona chocarse de frente contra una pared y después, en vez de aprender de sus errores y esquivar el obstáculo en la siguiente pasada, vuelve una y otra y otra y otra vez a darse la nariz contra el mismo muro. Y ya sin gracia siquiera. Leí el otro día de la "vuelta" de Locomotora Castro y de cómo los argentinos que lo asistían protagonizaron un bochornoso escándalo sólo porque su ídolo hizo de ridículo al intentar subirse a un ring de boxeo con 38 años a cuestas y prácticamente sin haber entrenado siquiera. Parecen adolescentes, y malos perdedores encima. Es más, las pocas veces que contemplo a Argentina hoy día la veo exactamente así: como una nación de adolescentes inmaduros y de mala entraña. Por supuesto, al publicar esta carta, sólo esperaría recibir los insultos de rigor junto a los argumentos mal razonados de siempre explicándome lo equivocado que estoy. Así son los niños. Saludos,
Khalil,
Anaheim, CA
N. de E.: Por lo visto usted se las sabe todas.
N. de R.: Sr. Khalil: está en todo su derecho a expresar su opinión sobre nuestro o cualquier otro país. Sin embargo, nos parece que generalizar de la manera que usted lo hace demuestra una total ignorancia de la “otra” Argentina. Sin ir más lejos, estamos seguros de que no muchos maestros de Anaheim estarían dispuestos a emular a nuestros maestros rurales, que día a día caminan kilómetros para enseñar en condiciones imposibles. Y ese es sólo un ejemplo. Sino, lea nuestra Entrevista del Mes pasado y vaya a decirle a Juan Carr que es un adolescente que le otorga muy poco valor a la vida humana y que sólo piensa en el fútbol.
N. de C.: De todas maneras aún no entendemos cuál es su objetivo detrás de tanta crítica hacia el país. Desde El Suplemento tan sólo reflejamos la vida en la Argentina, sin pintarla de colores bonitos ni haciendo creer que todo es pitos, globos y matracas. ¿Por qué siente tanta satisfacción escribiendo en contra de un país que lo albergó durante 13 años?.
N. del repartidor.: Pero por que no #*^!!*|#*#, eh?!

 

Chupamedia de Macaya enojado con nuestro redactor.
Resultó ser demasiado penoso e irreal el desafortunado comentario del Sr. Fernando Garriga sobre la persona de este Señor del deporte argentino que es Don Enrique Macaya Márquez. Un verdadero pionero, muy respetado y admirado, al cual muchos tendrán que tomar mucha sopa para llegarle quizás a sus talones. El calificativo de “chupamedias de Bilardo” que le adjudica es falso e irrespetuoso, ya que si hay alguien supremamente imparcial es precisamente este calificado periodista que aún conserva nuestra Argentina decente. El comentario al que Ud. hizo referencia sobre que “la Selección no divierte a nadie” yo también lo escuché y es obvio que Ud. no entendió lo que quiso decir Macaya Márquez. Mi sincera recomendación, Sr. Fernando Garriga, es que mejor se siga dedicando a sus comentarios de política casera, a los que ha veces le atina, y deje el deporte, más aún el fútbol, para otros con mayor criterio y deje de llamar la atención con calumnias y enlodando a periodistas que trabajan serio para nuestro país. Como esta es una crítica fuerte a uno de los miembros del staff, si quieren no lo publiquen en su correo, pero esto yo no me lo callo.
Conrado Milanes.
Los Angeles, California

N. del R: Hubiera sido interesante, en lugar de la agresión, que nos explicase lo que quiso decir Macaya Márquez, ya que usted lo interpreta tan bien. En mi nota sólo puse una parte de la declaración del periodista que completaba diciendo: “Yo voy a Alemania porque es mi trabajo, sino no iría; no creo que mucha gente gaste plata para ir a ver a esta Selección y pobre el que ya reservó su estadía en Alemania”. Ø

Anunciantes


Jorge E. Rabaso

Jorge E. Rabaso


Stellamaris Fuire


Nuevo Almacen


Anuncie Aquí


Voces de la tierra

voces


Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Search

Tras un año en el poder, ¿cómo califica la gestión de Donald Trump como presidente de los Estados Unidos?

El Suplemento # 214

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

tel:18663121294

Perfiles Nuestra Gente

  • Alejandro Nordheimer

    Alejandro Nordheimer

    Lugar de residencia:
    Woodland Hills, CA

    Háblenos de su negocio:
    Soy dueño de Futbolmanía Soccer Leagues

    Leer más...  
  • María Entraigues-Abramson

    MariaLugar de residencia:
    Los Angeles.
     
    Profesión:
    Soy cantante, compositora, actriz y comunicadora científica. Me inicié como actriz en el programa Supermingo con Juan Carlos Altavista. A los 17 años comencé a cantar con Alejandro Lerner, estuve de gira con él por cuatro años y grabé en tres de sus discos. Poco tiempo después me mudé a Boston a estudiar a Berklee College of Music con una beca.

    Leer más...

De Nuestra Comunidad

  • Manhattan Barber Shop

    Di Nardi

    80 años de historia y un maestro peluquero que canta canciones italianas
    Pocas peluquerías en California pueden hacerle sombra a ese pedazo de historia que se emplaza a escasos metros de la playa en Manhattan Beach.

    Leer más...  
  • Villa Roma

    Villa Roma

    Joya argentina en el Sur de California
    A medida que la ciudad de Los Angeles y su área metropolitana ceden sus pasados encantos a raíz de la sobrepoblación, la contaminación ambiental y un elevado costo de vida, un creciente número de argentinos ha comenzado a mirar hacia el sur como destino. Pero mientras algunos pegan la vuelta hacia la patria que los vio nacer, otros deciden establecerse no TAN al sur, sino más bien a apenas unos kilómetros de la gran metrópolis.

    Leer más...  

Recetas

  • Cremona de grasa

    Cremona de grasa

    Ingredientes
    Masa
    • 1 kilo de harina 0000
    • 50 gr de levadura
    • 30 gr de sal
    • 20 gr de azúcar
    • 450 cc de agua

    Leer más...  
  • Fainá rellena

    Fainá rellena

    Ingredientes
    • Una taza de garbanzos (aproximadamente, por cada fainá).
    • Cebollitas de verdeo (una planta por cada fainá)
    • 1 morrón
    • Sal, pimienta, aceite...

    Leer más...

Leyendas

  • Leyenda de la Yerba Mate

    Dibujo Angelo Calamera

    De noche Yací, la luna, alumbra desde el cielo misionero las copas de los árboles y platea el agua de las cataratas. Eso es todo lo que conocía de la selva: los enormes torrentes y el colchón verde e ininterrumpido del follaje, que casi no deja pasar la luz. Muy de trecho en trecho, podía colarse en algún claro para espiar las orquídeas dormidas o el trabajo silencioso de las arañas. Pero Yací es curiosa y quiso ver por sí misma las maravillas de las que le hablaron el sol y las nubes: el tornasol de los picaflores, el encaje de los helechos y los picos brillantes de los tucanes.

    Leer más...  
  • La Leyenda de la flor del Mburucuyá

    La Leyenda de la flor del Mburucuyá

    Existen varias leyendas populares acerca del origen de las pasionarias. Una de ellas cuenta que Mburucuyá (también «Mburukujá») era una muchacha española que se había enamorado de un aborigen guaraní, con quien se veía a escondidas. Mburukujá no era su nombre cristiano, sino el tierno apodo que le había dado su enamorado. El padre de la muchacha, un militar, jamás hubiese aceptado esa relación con un hereje enemigo y, por otro lado, ya había decidido que su hija debía casarse con un joven capitán español. Al enterarse de la relación de su hija, decidió asesinar al muchacho guaraní. Mburucuyá, presa del dolor, se hundió en el corazón una flecha de plumas, la cual quedó sobre su pecho como una flor y cayó sobre el cuerpo de su amado muerto. Tiempo después, en ese trágico sitio nació una planta nunca vista hasta entonces, la cual fue denominada mburucuyá.

    Leer más...
tel:18663121294
omaha-steaks---banner-ads

Perdidos en el tiempo

  • Los zapatos de charol

    Perdidos en el tiempo

    Si bien es cierto que aún pueden encontrarse en algunas zapaterías en distintas partes del mundo, los zapatos de charol fueron un clásico de la vestimenta formal en la Argentina de mediados del siglo 20.
    El sistema de “charolar” los zapatos fue ideado en los Estados Unidos, y en un principio consistía en aplicar un recubrimiento de laca, aunque hoy en día se usa uno plástico.

    Leer más...  
  • Con esmowing todo es posible Ginebra Bols

    Con esmowing  todo es posible Ginebra Bols

    La escena es bizarra: el arquero coloca la pelota en la línea de cal y se dispone a patear. Por un lado del arco aparece un sonriente mozo con una ginebra y un sifón de soda en la bandeja. El mozo sirve un poco de ginebra, el arquero le agrega un chorrito de soda, y se toma un trago.

    Leer más...

Acerca de Nosotros

El Suplemento es el principal medio argentino del Sur de California. Fundado en el año 2000, es una revista de distribución gratuita en todos los locales argentinos, con una tirada aproximada de 24.000 copias. Cubre la comunidad argentina local e información de utilidad para los compatriotas en el exterior.

Connect with us

Welcome to El Suplemento Magazine

Phone: (818) 708-8407

Cel: (818) 590-8407

Email: director@elsuplemento.com

Website: www.elsuplemento.com

Address: P.O.Box 570123
Tarzana, CA 91357-0123

© 2003 El Suplemento. All Rights Reserved. Designed By Pablo Garriga