>
quinn

Save

Save

Save

Humor • Diciembre 2008

FemoselleCortitos
¿En qué se parece el sexo y un seguro médico?
Cuanto más viejo sos, más te cuesta.

- Hola, ¿está Armando?
- No, apenas voy por las instrucciones.

En un restaurante:
- ¿Y cómo quiere el señor sus huevos?
- Yo, ¡con toda mi alma!

Sale el médico de revisar al esposo y habla con la mujer:
- Mire señora, la verdad, el aspecto de su marido no me gusta nada...
- La verdad, doctor, a mí tampoco, pero es tan bueno con los chicos...

Uno que viene y dice:
- Doctor, tengo delirio orínico
- ¿No será onírico?
- ¡No doctor, sueño que me meo encima!

En un teatro, un hombre se encuentra acostado, ocupando varias butacas con sus piernas y brazos. Al observar su actitud, el acomodador le pregunta con ironía:
- ¿Está cómodo? ¿No quiere que le traiga un cafecito?
- ¡No, gil, llamá a una ambulancia, que me caí del palco!

PájaroEl doctor le dice al paciente:
- Es inevitable, tengo que operarlo.
- ¿Cuánto me costará?
- Cincuenta mil dólares…
- ¡Qué barbaridad, con eso me podría comprar un Mercedes Benz!

- ¡Eso es precisamente lo que voy a hacer yo!

Pregunta la maestra:
- A ver Juan, decime una palabra que tenga varias “o”:
- Goloso.
- ¿Y vos, Pablo?
- Cocodrilo.
- ¿Y vos, Jaimito?
- ¡Goooooooooooooool!!!!!!!!!

Inglés fluido
Un joven en una entrevista de trabajo:
- ¿Habla usted inglés?
- ¡No, pero lo oigo muy bien!
©

Anunciantes


Jorge E. Rabaso

Jorge E. Rabaso


Stellamaris Fuire


Nuevo Almacen


Anuncie Aquí


Voces de la tierra

voces


Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Search

¿Cómo debería responder Estados Unidos a los ensayos nucleares de Corea del Norte?
  • Editorial • Agosto 2017

    Editorial

    Se presenta frente a las cámaras como un Charles Manson villero, asegura que no le tiene miedo a nada, que vive de la cabeza por tanta droga, que tiene más experiencia que todos los canas del barrio y que ya ha matado a un transa mientras que a otro que lo quiso pasar con la guita le metió un balazo en el cuello que le entró por un lado y le salió por el otro. Es el relato de un sicario, de un tipo ya jugado que sabe que cada paso en su vida es cuestión de matar o que te maten, de aquel que solo reacciona por instinto porque su capacidad de razonar ha quedado adormecida por la droga, o los golpes, o la desnutrición, o todo eso junto. Pero al Polaquito, el argentino que de la noche a la mañana se transformó en el delincuente más famoso del país, no le dan los números para ser todo lo que dice ser. No le dan los números de su altura, de su edad, de su lista oficial de víctimas... Triste mezcla de pitufo y Scarface, a los 11 años, o 12, quién sabe, el Polaquito es el nuevo paradigma del pibe chorro del conurbano bonaerense, porque ahora vienen cada vez más jovencitos, cada vez más niños. Uno lo imagina con un arma en la mano y supone que el peso del metal le doblaría los dedos, o disparando y cerrando los ojos al mismo tiempo como reacción al ruido. No sería impensado verlo fumando paco en el patio trasero de su casilla de chapa y cartón mientras juega a los soldados con dos o tres muñequitos roñosos que encontró o robó por ahí.

    Leer más...

Tapa # 211

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

Save

tel:18663121294

Perfiles Nuestra Gente

  • Ana Carolina Jovenich

    Perfil: Ana Carolina Jovenich

    Lugar de residencia:
    Glendale, California.

    Háblenos de su profesión:
    Tuve una agencia de marketing en eventos por 21 años (Caroline Promotions, Inc.). Hace un par de años la tuve que cerrar por cuestiones de salud. Ahora ofrezco consultoría de marketing y acabo de fundar una entidad sin fines de lucro, Endometriosis Partnership, para ayudar a mujeres y niñas sufriendo de endometriosis, proporcionándoles información bilingüe, apoyo en general y ayuda económica para obtener los tratamientos y cirugías que necesitan para alcanzar una mejor calidad de vida.

    Leer más...  
  • Wally Navarro

    Perfil: Wally Navarro

    Lugar de residencia:
    Glendale CA

    Háblenos de su profesión:
    Soy director del programa de alimentación sana en escuelas y profesor de tenis. Me desempeño en la Academy Glendale de tenis, donde fomentamos una alimentación adecuada y el movimiento, sobre todo para niños, aunque también para adultos, con una hermosa preparación física antes del comienzo de la actividad. También recorremos escuelas, viendo la gran problemática que hay con los niños por la inadecuada alimentación y el poco movimiento.

    Leer más...

De Nuestra Comunidad

  • Manhattan Barber Shop

    Di Nardi

    80 años de historia y un maestro peluquero que canta canciones italianas
    Pocas peluquerías en California pueden hacerle sombra a ese pedazo de historia que se emplaza a escasos metros de la playa en Manhattan Beach.

    Leer más...  
  • Profesionales Argentinos: Oscar Márquez

    Oscar Márquez, Analia Romero y Raquel MárquezLa Radio como vehículo para rescatar las culturas latinoamericanas
    Hoy nos toca hacer una reseña de alguien a quien conocemos bien; no solo porque lo vemos -por lo general con un micrófono en la mano- sobre mil y un escenarios gauchescos, tangueros o de tinte latinoamericano. Lo conocemos, además, porque durante años colaboró con nuestra revista, sobre todo aportando sus versiones de las leyendas de los pueblos originarios de nuestra tierra.

    Leer más...  

Recetas

Leyendas

  • Origen de los ríos Pilcomayo y Bermejo

    Leyenda

    En principio no existía el agua. Primero la Tierra, luego las plantas y los animales. Iloj, el creador, había puesto el agua y los peces en los troncos del samohú o palo borracho, que por esa razón ostentaba el tronco ventrudo que hoy sigue teniendo, aunque ya no aprisiona el líquido elemento.

    Leer más...  
  • LA LEYENDA: El yaguareté y el grillo

    Dibujos: Angelo CalameraUn día en el que Don Yaguareté andaba aburrido, salió a dar un paseo por el campo. Iba muy entretenido mirando hacia todos lados y admirando el paisaje, cuando de repente sintió bajo su pata derecha algo blando; miró con bastante enojo que lo que había pisado era la deposición de una vaca. Pero su asombro llegó a lo máximo cuando de entre esa masa informe se escuchaba una vocecita pequeña, que enojada le gritaba al felino:
    ¿Por qué no miras por donde pisas, no ves que has destruido mi casa?

    Don Yaguareté debió abrir muy grande sus ojos, por el asombro y para poder distinguir que quien así gritaba era nada menos que un grillo. Al darse cuenta, comenzó a mirarlo con sorna. El grillo seguía con su reclamo:
    -Decime ¿por qué has destruido mi casa? No te hagás el tonto y como que no me ves, aquí estoy junto a tus patas, y quiero que me hagas una casa porque esta ya no me sirve.
    -¿Cuál casa? -le respondió el felino, si sólo veo caca desparramada.
    -Seguís burlándote, era mi casa y vivía feliz hasta que metiste la pata. ¿De qué te sirven esos ojos que tienes, eh? Dame una explicación -le decía el grillo, mientras levantaba amenazadoramente sus dos patitas delanteras.
    -Mira qué miedo me das- dijo el yaguareté.
    -¿Y si no quiero?
    -Te vas a arrepentir- espetó el grillo.
    -¿Yo? Bueno, bueno, quedate tranquilo. Te propongo una lucha: vos juntás a tu gente y yo a la mía. Si yo gano no te hago nada. Si vos ganás, te haré la casa a tu gusto.
    -Es lo justo -dijo el grillo. A las dos de la tarde nos encontramos bajo el ombú, allí estaré con los míos.
    El yaguareté convocó a sus mejores amigos: zorras, lobos, pumas y hasta jabalíes. Cuando se acercaba la hora, le pidió a la zorra que vaya a ver si ya estaban sus contrincantes. Efectivamente, allí estaban, avispas, abejas, mosquitos, bichos quemadores y otros insectos que decidieron apoyar al grillo.
    -¿Como se preparan? preguntó burlonamente la zorra. ¿Están preparados para la paliza?
    -Ja, ja... Sí, señora, estamos todos -dijo el grillo.
    -Para tus amigos insectos me basto yo sola, dijo la zorra dándole un manotazo al grupo de insectos, quienes al momento se le vinieron encima, picoteándola por todos lados. La zorra tiraba manotazos a diestra y siniestra, pero era peor, y enloquecida de dolor se tiró al arroyo cercano. Cuando pudo ver que sus enemigos se habían ido, se fue corriendo hasta donde estaba esperando el yaguareté.
    Dibujos: Angelo Calamera-¿Ya está el enemigo bajo el ombú?
    -Sí, contestó la zorra.
    -¿Y por qué venís tan mojada?
    -Porque... tuve calor y me bañé en el arroyo.
    -Muy bien, es la hora del encuentro, -dijo el yaguareté, pegando un alarido que quería decir ¡a la carga! Y salieron todas las fieras al ataque, quedándose la zorra atrás de todos.
    Cuando los dos bandos se encontraron bajo el ombú, la sorpresa de los amigos del yaguareté fue enorme. No hallaban la forma de sacarse a los insectos de encima, recibiendo picotazos y mordeduras en todo el cuerpo, incluso los ojos, que los enloquecía y ni siquiera podían escuchar a la zorra que les gritaba ¡al agua, al agua...!
    Al fin el yaguareté se dió por vencido y tuvo que hacerle la casa al grillo. Así aprendió que no hay enemigos pequeños, pues como dice Martín Fierro, "hasta el pelo más delgao, hace su sombra en el suelo".©

Acerca de Nosotros

El Suplemento es el principal medio argentino del Sur de California. Fundado en el año 2000, es una revista de distribución gratuita en todos los locales argentinos, con una tirada aproximada de 24.000 copias. Cubre la comunidad argentina local e información de utilidad para los compatriotas en el exterior.

Connect with us

Welcome to El Suplemento Magazine

Phone: (818) 708-8407

Cel: (818) 590-8407

Email: director@elsuplemento.com

Website: www.elsuplemento.com

Address: P.O.Box 570123
Tarzana, CA 91357-0123

© 2003 El Suplemento. All Rights Reserved. Designed By Pablo Garriga